Monográficos

Federico García Lorca | Mar Viayna

Pocos autores me han hecho temblar como Lorca. Y durante unos meses pensé que escribiría yo misma este monográfico. Con el tiempo entendí que está sección no era mía, no tenía que serlo) y entendí, también, que nadie mejor que Mar para hablar de él. Ella está dedicando su trabajo de final de grado a Lorca y no me equivocado para nada. Es el monógrafico que el gran Lorca se merecía. Mar, has hecho que vuelva a enamorarme (más, si cabe) de su literatura. Muchísimas gracias.

Escrito por Mar Viayna

Una cita

Porque tú crees que el tiempo cura y que las paredes tapan, y no es verdad, no es verdad.  ¡Cuando las cosas llegan a los centros, no hay quien las arranque! [Bodas de sangre, 1931.]

Dos ediciones

… y media! Antes que nada os quiero  mostrar una de bonita.Lo que hace mágica la poesía es su capacidad de evocar imágenes; así pues, nada mejor que acompañar los versos de Lorca con sus caballos azules. Los que seguís de cerca Lletraferits, ya debéis imaginar de cuál os hablo… Os dejo aquí otra vez la edición de los 12 poemas ilustrados de la editorial Kalandraka.

Sin título-1

Foto de Kalandraka

Continuamos con la edición más completa. Este último curso de la carrera me he lanzado a vivir Lorca de un modo que me era desconocido hasta ahora, pasar de leerlo a estudiarlo no es tarea fácil, y tampoco lo es a veces encontrar el texto idóneo sobre el que apoyar tu lectura. La publicación de sus obras es a menudo problemática. Es este el motivo por el que os recomiendo los volúmenes de Ediciones Cátedra. En la edición de Poeta en Nueva York, por ejemplo, el texto que presentan recoge las variantes de los distintos manuscritos que el autor dejó o los pequeños cambios que efectuó, aparte de las ilustraciones con las que éste se planteaba acompañar su obra. Además, cada volumen contiene también una introducción con todas las claves que necesitamos conocer si queremos llegar a una interpretación profunda de la obra que tenemos entre manos.

ca00062114

Foto de Cátedra

Y la mitad que os había prometido es la que podríamos designar como práctica. La edición es de Austral, tamaño “bolsillo” real. Reúne los poemas que configuran Poeta en Nueva York y también la conferencia que el autor dedicó a toda su obra escrita en América. ¡Llevar una buena dosis de versos en el bolsillo para una posible emergencia poética no va nunca mal!

portada_poeta-en-nueva-york_federico-garcia-lorca_201411261324

Foto de Austral

¿Qué tiene Lorca?

En pocas palabras –y a modo de trabalenguas–: Lorca lo tiene todo; y por encima de todo tiene su mirada, que lo cambia todo. Lorca es el folklore de quien está enamorado de su Granada sin mar, es también el poeta de la gran ciudad, es amor y es dolor, es felicidad teñida de desgracia, es belleza que duele, es la voz que denuncia las mayores injusticias de su tiempo, pero también aquel que expresa mediante sus personajes todo aquello que el tiempo que le ha tocado vivir no le deja decir sin metáforas camufladas o sin su lenguaje de las flores.

Lorca es a veces simbolismo; pez luna, caballo azul, cielo amarillo, viento verde. Y otras es el Lorca de la cita que he escogido –en efecto, tiene centenares de versos más bellos que este, pero no más directos– el Lorca que habla claro, que demuestra que la belleza poética son también los versos de denuncia. Pero si tengo que escoger una sola palabra para definirlo no lo dudo ni un segundo: Lorca es pasión, y esta es la mirada que lo inunda todo de la que antes os hablaba. Pasión descontrolada, trágica; pasión reprimida, de tan punzante, inmensamente bella.

Lorca es acariciar terciopelo y esparto a la vez. Lorca es pasión y la pasión, la esencia de la vida.

Un personaje

Me salto un poco las normas para hablaros de un buen puñado de personajes que, al fin y al cabo, no dejan de ser uno solo. El personaje femenino en la obra de Lorca se fracciona en distintos cuerpos o distintas obras pero todos ellos confeccionados según el mismo patrón. El poeta muestra en sus personajes femeninos el sufrimiento que tienen que soportar las mujeres de su época, pero a la vez las dota de valores y de una identidad muy contemporáneos. Mujeres fuertemente vinculadas a la realidad, con los pies en el suelo pero que tienen sueños y aspiraciones, y dudas y temores a la vez… Fiel a los temas que caracterizan su obra, a menudo encarna en ellas la tragedia de la pasión frustrada. Así pues, Yerma, la novia de Bodas de Sangre o cualquier mujer de la familia Alba –protagonistas de la conocida trilogía lorquiana– son mujeres fuertes, arraigadas a su tierra, que anhelan ser libres y que actúan, siempre, según los dictados de su corazón.

Si te ha gustado Federico García Lorca te gustará…

Si te ha gustado el Lorca poeta te gustará el Lorca dramaturgo, si te ha gustado el Lorca prevanguardista te gustará también el que tiene regusto surrealista. Y si ya no te queda por leer ninguna palabra que haya salido del puño del duende, probablemente te gustará la obra de su amigo y poeta Luis Cernuda.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *